Cuando una llamada equivocada se convierte en la más acertada. Una historia real de YUPIH narrada en formato de cuento.

Lorea Ziarsolo, de Bilbao, llama por error a YUPIH. Así empieza la siguiente historia, protagonizada por una litera abatible y un contratiempo.

YUPIH, dígame.

Hola, buenos días. ¿Con quién hablo?

Soy Ferran, de YUPIH. Una tienda online de muebles infantiles y juveniles a medida. ¿En qué puedo ayudarle?

¡Ostras! Creo que me he confundido. Pensaba que llamaba a otra tienda de muebles, perdona.

No se preocupe. No hay problema. En cualquier caso, ¿qué está buscando? Quizás pueda echarle una mano.

Bueno… vamos a ver. Estoy buscando una litera abatible para mis hijos y vi algo por Internet, pero no se muy bien cómo funciona la página web ni dónde puedo encontrar exactamente las literas que tenéis. Por eso quería llamar, para saber un poco dónde puedo buscar, pero quería hablar con otra tienda y veo que me he equivocado.

Se lo puedo explicar, si quiere. Si entra en www.yupih.com puedo ir enseñándole, paso por paso, dónde puede encontrar lo que busca. ¿Le parece bien?

Sí, claro. ¡Genial! Tengo aquí el ordenador y ya tengo abierta la página web que me has dicho.

Empezamos, pues. En la parte superior, sitúe el cursor donde pone “Productos” y se desplegará una lista con las distintas categorías. Cuando lo haya hecho, pulse encima de la segunda, en “Sistemas abatibles”. Aquí ya encontrará todas las camas y las literas abatibles, además de los canapés. ¿Usted me ha comentado que quiere una litera, verdad?

Sí, así es.

Muy bien. Como ya tiene claro lo que busca, puede mirar directamente las literas abatibles que ofrecemos. En los rectángulos de color verde y naranja, puede clicar en el primero, “Literas abatibles”, así solo le aparecerán en pantalla las composiciones con literas abatibles y le será más fácil escoger el modelo que le gusta. ¿Me ha seguido hasta aquí?

Sí, ya veo todos los diseños.

Estupendo. ¿Tiene alguna idea concreta de cómo quiere que sea la litera?

Bueno, más o menos. Ahora estoy mirando las fotos del modelo Up&Down 12, de Jotajotape, y se parece bastante al que busco. Es un diseño muy fino, muy discreto, y parece que la composición es resistente, ¿no?

Sí, exacto. Todas las literas abatibles cuentan con un sistema de seguridad que las hace robustas y resistentes. Además, son fáciles de abrir y cerrar porque llevan unos pistones hidráulicos que hacen que las camas se abran por efecto de gravedad, pero sin que haya una caída fuerte. Para guardarlas, la cama por si misma ya reacciona y acompaña el cierre haciéndolo más cómodo.

Y veo que la habitación queda recogida y con espacio libre. Esto está muy bien. En general me gusta este diseño y como más lo miro más me convence. Solo tengo una duda.

Claro, adelante. Dígame.

Necesitaría que los dos colchones hagan 2 metros. ¿Cabrían en ese modelo?

Sí, así es. Nosotros podemos hacerle, si quiere, un proyecto en 3D para que vea como quedaría la litera en la habitación y, además, también podemos ajustarla a las medidas que necesite. ¿Le parece?

Sí, claro. ¡Genial! Muchas gracias.

Esta fue la casualidad que desembocó en lo inesperado. Se aceptó el proyecto, y el pedido, aunque de palabra, ya estaba cerrado. Solo faltaba escoger los colores cuando, de repente, Lorea se acordó de un detalle:

Tenemos una viga en medio de la habitación, entre el techo y la pared. Pero no te preocupes, Ferran. Mi marido es constructor y mirará qué puede hacer.

Entre el suelo y la viga habían 2,06 cm. La litera abatible medía 2,08 cm. Dos milímetros. Por dos milímetros no entraba la litera.

A ver, Lorea. Si tu marido puede rebajar la viga 3 mm ya entrará, en principio. A poder ser, pero, que sean 5 mm.

Eso es imposible, Ferran. Tanto no se puede…

Vale, no hay problema. Con 3 mm ya es suficiente para que pueda caber.

“Que no cunda el pánico”, pensé, siendo yo solo un mero narrador. Costó tiempo, esfuerzo y sufrimiento, pero por suerte lo consiguieron. El polvo estuvo unos cuantos días en la habitación, eso era inevitable, pero la satisfacción de haberlo conseguido entró por la puerta al mismo tiempo que entraban los muebles y el montador. Ahora, Lorea tiene una habitación amplia y con mucho espacio libre, y sus dos hijos duermen, también, en dos colchones de YUPIH. Que no te tomen el pelo: las literas abatibles son seguras, fuertes y sólidas. Una llamada equivocada, realmente, puede ser la más acertada.

Comparte tu experiencia con nosotros

Entra y comparte tu experiencia en Houzz

Ferran Grañana Damaret de LA SÉNIA, Cataluña, ES en Houzz
All search results
Add to cart